A través de los años, la aplicación y uso de las tecnologías de información ha permitido que compañías de diversas industrias en Chile puedan aumentar su eficiencia, mejorar la calidad de sus productos y procesos con reducción de costos; teniendo un importante auge durante los últimos años y una mayor aceleración desde el inicio de la pandemia.

El crecimiento de la industria TI fue de un 6.3% (2020) y se espera para el 2021 cerrar un crecimiento en torno al 5.5%. Bajo esta realidad es que MITI, Asociación Gremial Mejor Industria TI, explica que este crecimiento en parte se debe a la gran migración que tuvieron que realizar las empresas a la digitalización de manera acelerada.

Tomás Charad, CEO de TCIT y Director de MITI, considera que no ha sido un año fácil, especialmente para quienes tuvieron que adaptarse de forma abrupta a la digitalización, puntualizando “vivimos un fenómeno de aceleración tecnológica sin precedentes. Así como la pandemia cambió para siempre la forma de vivir, trabajar y estudiar, la transformación digital se convirtió en la prioridad para un gran número de empresas. Muchas digitalizaron nuevos procesos completamente, otras desarrollaron un área digital paralela a la operación física y, una buena parte reinventó su negocio y lo hizo 100% online”.

En la búsqueda de las soluciones empresariales, las discusiones de las gerencias están concentradas en optimizar procesos del negocio y la forma de explotar los datos. Las compañías están inmersas en esta nueva etapa que vivimos: el mundo híbrido. Aquel que mezcla la actividad presencial con la virtual, donde la tecnología no se  improvisa y requiere sistemas robustos, escalables y seguros.

Desde TCIT han experimentado un crecimiento sostenido, impulsado por su capacidad de agregar valor a los clientes a través del mejor uso de las tecnologías de la información, con el apoyo de un grupo humano de amplia experiencia y conocimientos en la industria TI; una oferta que incluye soluciones y servicios TI. Lo que les ha permitido transformarse en uno de los principales actores del mercado tecnológico del país.

“Estamos en constante desarrollo de proyectos en los cuales el uso de las TI ha sido clave para dar una solución eficiente a las necesidades y desafíos de nuestros clientes. Actualmente en TCIT los segmentos que mayor demanda del negocio se destina a servicios cloud, desarrollo a la medida, levantamiento de proyectos, implementación de herramientas Google y Desarrollo Web/E-commerce que han adquirido una mayor relevancia. Las soluciones y servicios que ofrecemos a nuestros clientes pueden escalarse fácilmente, permitiendo transformar digitalmente más procesos sobre las plataformas desarrolladas y así continuamente hacemos más robustas y eficientes las operaciones de nuestros clientes. La infraestructura computacional con que actualmente contamos es administrada por una red de profesionales de primer nivel que garantiza que el crecimiento del cliente se aborde de una manera oportuna y ordenada”, señala Tomás Charad, CEO TCIT.

La pandemia tuvo un impacto directo en la inversión tecnológica durante el 2020 en América Latina, con un aumento del 30% en gastos de servicios cloud, según indica Diario Financiero. El factor clave para la expansión de los centros de datos es la transformación digital que vive el país, impulsado por el cambio repentino del mundo físico al virtual que llegó con la emergencia sanitaria.

Digitalizar, analizar grandes volúmenes de información y tener un soporte ante el mayor tráfico en los servidores, fueron algunos de los desafíos que debieron enfrentar las compañías en el último año. Por eso, TCIT Cloud Solution está reforzando su oferta en la nube.
“Las personas tuvieron que pasar de un momento a otro desde el mundo físico al digital, siendo este un gran desafío para la industria. Adaptar toda su infraestructura y capacidad ante la fuerte demanda por el uso de servicios digitales y almacenamiento de datos fue el primer obstáculo superado en Chile. En esa línea trabajamos con empresas de diferentes industrias para que incursionaran en tecnologías cloud, como pilar de esta adaptación, tomando en cuenta la flexibilidad, la escalabilidad y la seguridad que ofrece. Muchas compañías aceleraron la adopción de soluciones de análisis de datos para entender mejor lo que estaba sucediendo en el mercado”, indica Tomás Charad.

Hoy es necesario pensar todos los servicios de manera digital. El comercio, logística, educación, finanzas y gobierno son sectores que, previo a la pandemia, brindaban muchos servicios fuera de línea. Sin embargo, con el confinamiento y las restricciones que ha impuesto la coyuntura se vieron en la necesidad de atender a los clientes online, proveyéndoles de infraestructura TI. Trabajar con la nube se convirtió en una alternativa beneficiosa para todos ellos, porque proporciona flexibilidad en precio y servicios, permitiendo, además, ajustar sus operaciones a las necesidades de los clientes.

Proyectando el negocio, Tomás piensa que después de la pandemia persistirá la tendencia de los consumidores a depender de los servicios en línea y habrá nuevas oportunidades en los mercados para que las empresas exploren. “Creemos que las compañías, sin importar el tamaño, pronto se darán cuenta del valor de la enorme cantidad de datos creada debido al cambio de comportamiento del consumidor, y que la tecnología en la nube permite analizarlos para producir información que pueda ayudar a la empresa a continuar innovando y brindando mejores servicios de acuerdo con las necesidades de sus clientes.”, precisa el CEO TCIT.

Antonio Coll y Pi #124A, Providencia – Santiago, Chile